Prevención

El cuidado de la salud bucal empieza en casa teniendo buena higiene diaria. Sin embargo, al menos una vez al año se debe acudir al dentista para que nos realice una revisión y una limpieza oral profesional con el objetivo de retirar el sarro que se acumula en nuestros dientes  y para prevenir problemas como la caries o la enfermedad de las encías.